Blog Post

News from us

Ahora los estudiantes formamos parte de las investigaciones: Yair Piña López

Tecnologia

(24 Horas) – Yair Israel Piña López, estudiante de la UNAM, es el más joven en entrar al programa International Space Education Board de la NASA, el cual busca la vinculación de estudiantes con otras agencias espaciales como la europea y la japonesa.

Para el alumno de la licenciatura en Física, esto es un premio a la constancia, pues lleva más de un año trabajando un proyecto dentro del Programa Orión de la NASA, que busca mandar una nave tripulada a Marte en 2030.

Su colaboración, explicó en una entrevista con 24 HORAS, es el estudio de la radiación en los astronautas que viajan al espacio. Éste es el primer logro de una carrera que promete, pero el mismo Yair sabe que falta mucho en un camino donde el límite, literalmente, son las estrellas.

¿En qué situación ves el estudio espacial en México?

Somos como los pioneros, estamos iniciando. Había muchos profesionales, investigadores que venían trabajando esta línea, pero ahora el siguiente auge es que los estudiantes estamos formando parte de ello, y eso es un refuerzo.
Todos los académicos tienen la experiencia, nos pueden proveer, y nosotros tenemos la juventud y el deseo de hacer las cosas, pero vamos bien, por un rumbo donde se pueden lograr grandes cosas.

¿Te gustaría viajar al espacio?

Considero que sería de mayor utilidad estando aquí en la Tierra para medir la radiación de los humanos. Sin embargo me encantaría participar algún día en una gran misión, pero es muy complejo dado las condiciones que debes de soportar así como el alto nivel académico.

¿Cómo te sientes de ser el primer mexicano en ingresar al International Space Education Board?

Estoy muy feliz de que me hayan dado este reconocimiento, que no nada más es la NASA, sino también la Agencia Espacial Europea, la Agencia Espacial Japonesa y la Agencia Especial Mexicana.

¿Qué vas a realizar en este programa?

Voy a continuar mis clases aquí en la Facultad de Ciencias de la UNAM como estudiante asociado en el Instituto de Ciencias Nucleares y continuar la cooperación con la NASA en el Programa Orión, en el cual realizamos dosimetría espacial a través de sensores activos y pasivos.

¿En qué consisten estos estudios?

Un sensor activo te provee en tiempo real la radiación que está recibiendo el astronauta, mientras que un sensor pasivo es un material que porta el astronauta durante toda su misión y cuando regresa a la Tierra el material se lee en un equipo especializado como los que tenemos en el Instituto de Ciencias Nucleares de la UNAM, un equipo de termoluminiscencia y así determinamos cuánta radiación ha recibido el astronauta.

¿Qué aplicaciones tiene en la vida común?

Estos detectores de radiación los utilizan los técnicos en radiología que trabajan en hospitales, para pacientes que se encuentran en quimioterapia o radioterapia por cáncer, y también, como el que tiene el Instituto de Ciencias Nucleares, en la fabricación de irradiadores para medir las radiaciones de forma directa.

¿Qué viene en tu vida académica y profesional?

Primero quiero terminar mi licenciatura en Física y continuar con los posgrados, y participar en los siguientes proyectos espaciales que propone NASA y la Agencia Espacial Europea, poder realizar un proyecto en México que tenga trascendencia para alguna de las misiones.

Hay un sector de la población que ve con escepticismo la existencia de la Agencia Espacial Mexicana ¿qué le dirías a la sociedad?

Hay que decirles gracias por creer en nosotros, porque así se creó la Agencia Espacial Mexicana, y sobre todo que mantengan la fe en los mexicanos académicos, a los estudiantes, en la facultad de Ciencias de la UNAM, y en el Instituto de Ciencias Nucleares.

Por favor tengan fe en los mexicanos, porque a lo largo de nuestra existencia como pueblo hemos podido resolver grandes retos y hoy el espacio es un reto mundial, un reto dela humanidad, la exploración profunda.

Comentarios