Blog Post

News from us

Dan casi 2 años de cárcel a hombre con ‘afluenza’

Internacional

(diario.com),- El hombre de Texas cuya defensa usó la palabra ‘afluenza’ en relación con un choque por conducir ebrio, debe pasar casi dos años en la cárcel, ordenó un juez ayer.

Ethan Couch, quien cumplió 19 años el lunes pasado, hizo su primera presentación ante una corte para adultos.

Originalmente, el juez de distrito Wayne Salvant expresó que no dictaría sentencia inmediatamente acerca de cuánto tiempo debería pasar Couch en la cárcel del Condado de Tarrant. Sin embargo cambió de opinión, luego de escuchar un argumento de los fiscales diciendo que Couch no debía ser sentenciado a un máximo de 120 días en cárcel, sino a 180 días por cada uno de los cuatro cargos de homicidio imprudencial y en estado de intoxicación, bajo otra sección del código de Texas.

Las cuatro sentencias se cumplirán consecutivamente. No estuvo claro si eso incluye el tiempo que Couch lleva ya en prisión.

Un juez de la Corte para Menores había sentenciado a Couch solamente a libertad bajo fianza, causando la furia de las familias de las víctimas y los fiscales que habían pedido tiempo tras las rejas para Couch.

Aun peor fue la ira cuando un psicólogo de la defensa — doctor Dick Miller— declaró que Couch había sido llevado a una zona peligrosa de irresponsabilidad por los mimos de sus padres ricos. Miller usó la palabra ‘afluenza’, que se quedó asociada con el caso desde entonces.

Couch volvió a tener problemas el año pasado luego de que un video de celular lo mostrara en lo que parecía una fiesta con alcohol. Beberlo es una violación de la libertad bajo fianza de Couch. Poco después de que el video se hiciera público, Couch y su madre, Tonya, huyeron a México por aire.

En diciembre, los dos fueron aprehendidos en un complejo turístico de México y enviados de regreso a los Estados Unidos. Couch ha estado bajo custodia desde entonces.

Couch perdió el control de la camioneta pick up de su familia después de que él y sus amigos estuvieran haciendo concursos con cerveza y bebiéndola, misma que algunos de ellos habían robado de un Wal-Mart. Él giró bruscamente y golpeó a un grupo de gente que ayudaba a la conductora de un vehículo descompuesto al lado de la carretera. Las autoridades luego calcularon que él iba a unas 70 millas por hora en una zona de 40 millas por hora.

El choque hirió de muerte a la mujer cuyo auto se descompuso, a un ministro religioso de la juventud que se había detenido a ayudarla, y a una madre e hija que habían acudido desde su casa que estaba cerca.

A Couch se le encontró un nivel de alcohol en la sangre del triple de lo permitido para conductores adultos.

Comentarios